integra-drx-r1-1200x500

Análisis del receptor AV DRX-R1 11.2 de Integra (parte 1 de 2)

El receptor AV Integra DRX-R1 es, actualmente, el receptor AV líder y el buque insignia de la nueva colección de productos de audio de alta gama , Research Series de Integra. Fabricado por empresas altamente especializadas y pensando en el público más exigente, la colección Research Series está cargada de tecnología de última generación diseñada para proporcionar la mejor experiencia de audio y vídeo posible. Esto implica un sonido de vanguardia que te envuelve, música en streaming, y un sonido de alta resolución tan afilado como una navaja de afeitar, junto con un procesamiento de señal diseñado para que la salida sea increíblemente limpia. También significa que es compatible con las últimas exigencias 4K (HDCP 2.2, High Dynamic Range (HDR), y Wide Color Gamut (WCG) incluidas), lo que permite configurar y emitir vídeo con un nivel asombroso de detalle a monitores UHD y proyectores.

Un auténtico Power Ranger

En primer lugar, es importante identificar el receptor AV Integra DRX-R1 (con certificado THX Select2 Plus) como un auténtico amplificador de 11.2 canales con todo lo necesario para procesar y amplificar un altavoz Dolby Atmos 7.2.4 completo sin ninguna ayuda externa. Desde el año pasado Integra (y su empresa matriz Onkyo) es una de las pocas marcas en ofrecer este tipo de rendimiento en una unidad. Y a pesar de que han aparecido otros fabricantes que ofrecen modelos con 11 canales, el receptor AV Integra DRX-R1 sigue siendo uno de los pocos AVR con esta capacidad, lo que lo sitúa en un plano de absoluta exclusividad. Esto lo hace tremendamente atractivo, especialmente si consideramos lo cómodo que es configurarlo, el espacio que necesita el equipo, y los potenciales costos añadidos asociados con la amplificación externa.

Las especificaciones de amplificación del receptor AV Integra DRX-R1 son impresionantes, ofrece unos saludables 140 vatios de potencia por canal (8 ohmios, 20Hz-20kHz, 0.08% THD, 2 Channels Driven). Integra dice que esta salida va acompañada de etapas de salida digital ultra eficientes, bobinas de filtro de paso bajo de gran tamaño, y otras tecnologías de filtrado patentadas, todo ello destinado a ofrecer una reproducción limpia y clara. Y si lo que quieres es integración multi-sala, la potencia del receptor AV Integra DRX-R1 puede dividirse en tres zonas diferentes.

El procesamiento de señal lo realizan múltiples DACs de referencia (convertidores de digital-analógico), incluyendo un discreto DAC AK4490 de 384kHz/32-bit para los canales frontales izquierdo y derecho, y un DAC AK4458 de 768kHz/32-bit destinado al surround. También lleva dos DACs estéreos AK4388 independientes para la Zona 2 y 3 de audio. El circuito de procesamiento del receptor está integrado por el Vector Linear Shaping Circuitry (VLSC), propiedad de Integra. Esta es una característica premium que elimina el ruido de los impulsos digitales que se crean en el proceso de conversión de digital a analógico, asegurándose de que la señal de audio de salida refleja la misma señal de audio recibida originalmente.

La capacidad de procesamiento del receptor AV Integra DRX-R1 incluye la compatibilidad con prácticamente la totalidad de códecs y formatos de audio de alta resolución del planeta. Aunque es notable la ausencia de compatibilidad con el sistema Auro-3D, si lo es con el Dolby Atmos y el DTS:X, además de otra larga lista de códecs habituales). En lo musical puede reproducir archivos de audio remasterizados en alta resolución (hasta 192kHz/24-bit) de formatos que incluyen DSD de 2.8MHz o 5.6MHz, Dolby TrueHD, y archivos AIFF, MP3, FLAC, WAV, ALAC y WMA. La actualización de firmware prevista este mismo año permitirá también su compatibilidad con el MQA (Full Master Quality Authenticated).

Conectividad

Tenemos muchas opciones de conexión en la parte trasera del receptor AV Integra DRX-R1. Hay siete entradas HDMI (cinco de las cuales ofrecen 4K / 60Hz, HDR, WCG y HDCP 2.2), dos salidas HDMI, una salida HDBaseT, un solo puerto USB de clase MSC (Almacenamiento Masivo USB), una variedad de entradas analógicas y digitales, pre salidas de 11.2 multicanal, un puerto RS232, tres triggers de 12V, conexión de antena AM/FM, dos salidas de subwoofer y la friolera de 22 puestos para altavoces. No solo es muy vistoso, sino que ofrece más que suficiente para los requisitos que piden los aficionados.

Al incluir conectividad HDBaseT, da opción al propietario a usar cables cat5e/cat6 para llevar la señal HDMI a distancias más largas (hasta 108 metros) de lo que permiten los cables HDMI pasivos. El receptor AV Integra DRX-R1 lleva el típico transmisor pero se necesita instalar un receptor HDBaseT independiente para completar la conexión.

La parte frontal del receptor AV Integra DRX-R1 lleva una entrada adicional HDMI, una salida de auriculares estéreo y una salida de micrófono AccuEQ. Es notable la omisión, en el panel frontal, del puerto USB y de la entrada RCA, lo que es curioso, especialmente porque las memorias USB se usan para proporcionar audio de alta resolución. Esto es uno de los contras más importantes del receptor AV Integra DRX-R1 desde el punto de vista de la usabilidad. No es que sea un factor decisivo, pero deberían haberlos incluido.

El receptor AV Integra DRX-R1 también carece de Bluetooth y Wi-Fi integrados, pero ofrece AirPlay y Google Cast. También es compatible con la mayoría de los principales servicios de streaming (incluyendo TIDAL, TuneIn Radio, Pandora y Spotify) y acceso al almacenamiento conectado en red (NAS), el receptor requiere de una conexión Ethernet por cable.

Bella como una Bestia

El receptor AV Integra DRX-R1 es un auténtico monstruo. Con un peso de 19 kilos, tiene una presencia contundente que se hace evidente en cuanto lo sacas de la caja. En general la calidad de la construcción coincide con la que uno espera de un receptor tan caro.

Visualmente hablando, el receptor AV Integra DRX-R1 es atractivo. Tiene un frontal de metal cepillado ligeramente cóncavo, flanqueado por unos bordes suavemente inclinados hacia atrás. Y a diferencia de otros receptores que pretenden ocultar los botones, el receptor AV Integra DRX-R1 hace gala de sus 34 botones y controles. La mayoría de estos botones son negros, excepto el control central de volumen y el de encendido/stand by que son plateados. Dejando aparte el diseño, esta disposición es treméndamente útil, ya que proporciona un acceso inmediato a las fuentes, zonas 2 y 3, diversos modos de escucha, tonos y ajustes preestablecidos.

Cuando se pulsan los botones hacen un sonido, un clic, que informa al usuario de que, efectivamente, hay un proceso en marcha. El control de volumen presenta una tacto característico cuando se gira; no es un control que parezca pesado, al contrario, es sorprendentemente ligero para un producto de calidad superior.

El receptor AV Integra DRX-R1 incluye un mando a distancia (con pilas), antena AM/FM, un cable de corriente, un pequeño micrófono y un manual básico de usuario dentro de la caja.

El mando a distancia que incluye es sencillo y sin florituras. Es ligero, pequeño y sin retroiluminación, pero conserva un grado decente de usabilidad. La parte superior tiene varios botones para seleccionar la fuente, un botón “Net” (para acceder a TuneIn Pandora, Deezer, TIDAL, Spotify, Chromecast, AirPlay, un servidor de música, dispositivos USB y dispositivos conectados vía FireConnect) y un práctico botón “Dimmer” que reduce la intensidad de la pantalla LED del frontal del receptor. La sección central contiene teclas de selección estándar, dos botones de menú y controles de volumen. Y la parte inferior del mando a distancia controla la actividad de la zona, los modos de reproducción de audio, y los controles para los archivos de música de red y USB.

La verdadera estrella del mando es la aplicación gratuita de Integra “Control Pro” disponible para dispositivos iPod/iPhone, Android y Kindle. He instalado la versión para iPhone y en segundos estaba listo y funcionando. Esta aplicación incrementa muchísimo la comodidad del usuario, sobre todo en tareas como buscar canciones o artistas en un servicio de música o en un disco externo. Por ejemplo, cuando usamos TIDAL el mando a distancia necesita varios clics para encontrar y abrir el servicio, y la búsqueda del artista es un proceso tedioso donde hay que mover el cursor lentamente por el menú de entrada para seleccionar las letras. La aplicación transforma todo este proceso en una rápida serie de clics, deslizamientos y entradas de texto estándar, realizando la búsqueda de música y artistas en un instante.

Este artículo ha sido traducido y adaptado por el equipo de Audio y Cine. Puede leer la entrada original en este enlace.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *